domingo, 21 de noviembre de 2010

Boletín de la AEDD nro 754

Asociación de ex Detenidos Desaparecidos
Buenos Aires, Argentina

Fuente: Diario La Pampa
Se concretó la "condena popular" a los represores de la dictadura en La Pampa. Subzona 14 
En la Plaza San Martín tuvo lugar un acto -con festival artístico incluído- en el que el espacio colectivo "Justicia Ya!" dará lectura a la "condena popular".

Desde la Asociación de Ex-Detenidos Desaparecidos, a nivel nacional, se hizo llegar un documento de adhesión a esa actividad, haciendo llegar un "saludo y felicitaciones por haberse logrado que por primera vez en La Provincia de La Pampa se halla juzgado y condenado a una parte del aparato genocida que actuó en La pampa durante la  última dictadura cívico - militar".

"Es cierto, sólo se juzgó a una ínfima parte del aparato represivo. Se dejó sin juzgar a la máxima autoridad en la Provincia de dicho aparato represivo, el coronel Iriart. Lo que demuestra que más allá de los discursos, todavía el llamado Poder Judicial en gran parte de sus estamentos sigue amparando a los genocidas. Y que el Gobierno Nacional, con sus acuerdos de gobernabilidad con ese Poder Judicial, más allá de sus discursos también garantiza impunidad", señala.

"Es cierto, hasta los represores que llegaron a juicio, llegaron acusados en una causa fragmentada, como si todos no hubieran formado parte, en forma indisoluble, del plan de exterminio  perpetrado en todo nuestro país para exterminar toda forma de organización popular, y a partir de ese exterminio cambiar las condiciones socio-culturales de nuestro Pueblo, que permitiera cambiar y  transformar la estructura económica productiva del país, según las necesidades del capitalismo a nivel mundial. Y esto es justamente Genocidio.
Porque en La Pampa como en el resto del país, no se exterminó a 'cualquiera'. Sino la represión estuvo focalizada. Se buscó exterminar a grupos determinados, como quedó demostrado en el juicio. Y el exterminio de grupos, es un genocidio".

"Como quedó demostrado en el juicio, en La Pampa la represión no fue indiscriminada. Estuvo dirigida hacia determinados grupos, que con su práctica cotidiana proponían un país diferente al ¿occidental y cristiano? definido por los genocidas. Así se persiguió en el ámbito de la educación, (Instituto Jacinto Arauz y UTN de Gral. Pico), de la salud, de las cooperativas, de la prensa. E inclusive previo al golpe, definiendo claramente que el exterminio de los llamados ¨grupos subversivos¨ debía cambiar las condiciones socio-culturales de nuestro Pueblo, el desmantelamiento del Instituto de Estudios Regionales de la Univesidad de La Pampa", plantea el documento de ese espacio.

"Porque todo esto representa en su definición y concepto un genocidio, es que la querella de organismos de Derchos Humanos integrantes de Justicia Ya, encabezada por la Asociación de Ex-Detenidos Desaparecidos pidió, como lo viene haciendo desde el primer juicio desde anuladas las leyes de Obediencia Debida y Punto Final, que a todos los acusados se los condene por Genocidio a la pena máxima, que en los casos juzgados en este juicio da el Código Penal, que es de 25 años. No acordamos con las penas escalonadas, en una especie de aceptación de obediencias debidas, que dio el TOF de La Pampa, ya que como dijimos al principio, todos formaban parte en forma indisoluble de la estructura genocida. Sin el accionar de uno de ellos, el resto no hubieran podido cumplir con su cometido", añade.

"Y como a cada delito le corresponde la condena por el delito que se cometió, es que hoy insistimos en este Juicio Popular, en exigir que a los genocidas se los condene por lo que hicieron, por Genocidio, y que pasen el resto de sus vidas en una cárcel común. Así como hoy en la calle junto a Uds. reclamamos esta pena, la de genocidio, mañana, también junto a Uds., seguiremos reclamando en los tribunales esta pena. Lo haremos en cada instancia. En el juicio oral, en las diferentes apelaciones a que tenemos derecho, como lo haremos en este juicio apelando la condena del TOF ante la Cámara de Casación, hasta que la Justicia, como institución del Estado reconozca lo que sucedió en nuestro país y condene como tal".

"Sabemos que para que esto suceda, debemos ganar previamente el debate en la calle con nuestro Pueblo. Debate que se comenzó a ganar cuando conseguimos que el TOF N1 de La Plata reconociera que lo que hubo en nuestro país fue un genocidio en el juicio al genocida Etchecolatz. Y que en La Pampa se avanzó a partir de la realización de este juicio, que permitió al pueblo pampeano comenzar un proceso de construcción de Memoria, que le permitirá en un futuro continuar el camino de construcción del país sin opresores ni oprimidas, de Hombres y Mujeres Libres por el que soñaron y dieron sus vidas los 30000 Compañeros Detenidos Desaparecidos, Juicio y castigo a todos los genocidas por todos los compañeros", completa.

La condena popular es: “Que vivan muchos años en la cárcel común”
20 de Noviembre de 2010 a las 23:46

Artistas: el colectivo “Justicia Ya!” organizó ayer en la Plaza San Martín el acto “Condena Popular” que sirvió como cierre del proceso que derivó en la sentencia de nueve represores de la Subzona 14. Una murga y varios artistas le dieron marco a la lectura de un documento.
“Por cometer allanamientos domiciliarios ilegales, privaciones ilegítimas de la libertad, torturas, violaciones, simulacros de fusilamiento... todos delitos de lesa humanidad para establecer el terrorismo de Estado en el marco de un genocidio a su propio pueblo, los hallamos culpables y pedimos: degradación de sus cargos y haberes; que vivan muchos años en cárcel común y reclusión perpetua”.
Esa fue la “condena popular” que se leyó anoche, en la Plaza San Martín, donde tuvo lugar el acto que se había programado para la semana anterior y que tuvo que ser suspendido por cuestiones climáticas.
La explicación de los organizadores fue clara. “Pueblo de La Pampa: no estamos ante la comisión de simples delitos de lesa humanidad -concluye el documento- porque para ello bastaría que se hubieran cometido diversos delitos, que significaran a la humanidad toda, sin que se tenga una específica intencionalidad por parte del represor. Estamos ante un genocidio, porque se ha tenido la intención de reprimir a determinadas personas, con el objetivo de destruir su grupo de pertenencia”.
Como parte del festival que le dio marco a ese encuentro estuvieron presentes, entre otros artistas, “Grotesco”, Rey Momo, la Murga En Pampa y La Vía y Circo Intervenciones Artísticas. Además hubo una radio abierta.
El espacio insistió en que “este punto histórico de los juicios es producto de las inclaudicables luchas que han dado las organizaciones sociales en estos 34 años”.
 
Desaparecidos
 
Desde la Asociación de Ex-Detenidos Desaparecidos, a nivel nacional, se hizo llegar un documento de adhesión a esa actividad, haciendo llegar un “saludo y felicitaciones por haberse logrado que por primera vez en la provincia de La Pampa se haya juzgado y condenado a una parte del aparato genocida que actuó en La Pampa durante la última dictadura cívico-militar”.
“Es cierto, sólo se juzgó a una ínfima parte del aparato represivo. Se dejó sin juzgar a la máxima autoridad en la Provincia de dicho aparato represivo, el coronel Iriart. Lo que demuestra que más allá de los discursos, todavía el llamado Poder Judicial en gran parte de sus estamentos sigue amparando a los genocidas. Y que el Gobierno Nacional, con sus acuerdos de gobernabilidad con ese Poder Judicial, más allá de sus discursos, también garantiza impunidad”, señala.

Contactos de prensa:

Enrique Fukman (AEDD) 011-1553372868
Juan Carlos Pumilla  02954- 15587029
Dra.Carina Salvay  02954-15608192
Dr.Franco Catalani 02954-15542156
Dr.José Eduardo Fernández 02954- 15537869

No hay comentarios: